Get Adobe Flash player

Twitter

 

Terapia de Pareja

Cómo elegir el psicólogo clínico que me va a atender? 

“La habilidad de estar en el momento presente es un componente principal de la salud mental”

-Abraham Maslow- 

 

A pesar que cada vez es más común que las personas acudan al psicólogo, todavía existe un velo de misterio en torno a los factores que deben tenerse en cuenta al momento de escoger cierto tipo de psicoterapia o terapeuta. Sepa cómo elegir.

Es importante tener en cuenta que, para que un proceso terapéutico resulte del modo más adecuado posible, además de comprometerse con éste asumiéndolo con la responsabilidad requerida, es necesario escoger muy bien al psicólogo o psicóloga con quien se va a trabajar.


La oferta de psicoterapia en este momento es excesiva y no siempre de buena calidad, existen muchos psicólogos prestando servicios que cuentan con formación insuficiente, que no tienen la pericia para atender ciertos casos, que no tienen la experiencia de los años en la atención psicológica o que no se encuentran en un estado de salud mental adecuado para atender a otros.

 

Es recomendable, que el psicólogo cuente con formación adicional en psicoterapia, validen que estén autorizados por el Ministerio de Protección Social, verifiquen sus diplomas, no les de pena constatar que sean legales, llamen a las universidades, ellos confirman su autenticidad. Algunas Universidades forman adecuadamente en el área clínica a sus profesionales en pre-grado, el entrenamiento de postgrado en psicoterapia imprime un sello y otorga conocimientos y experiencia en un nivel mucho más profundo y complejo.

Esta formación consiste generalmente en un postítulo que puede o no conducir a grado académico y que dura entre uno y tres años, en el cual se aprende a través de profundización teórica, estudio de casos, supervisión y trabajo experiencial.

 

Dentro de las ramas psicológicas, encontramos diversas especializaciones. Obviamente, un profesional se puede encontrar con una diversidad de casos enorme. Así pues, si no tiene las competencias necesarias, mejor dejarlo.

Piensa que existen psicólogos especializados para cada uno de los problemas frente a los que la psicología puede ser un recurso muy útil. Dicho esto, lo más habitual es que un psicólogo tenga una visión amplia de todos estos problemas pero que solamente esté preparado para tratar un conjunto determinado de ellos. 

 

El terapeuta debe ser una persona que otorgue confianza, ya sea por su formación o por el reconocimiento que éste tiene de parte de otros colegas o de personas que ya se han atendido con él o ella. Por esta razón, se sugiere no escogerlo a ciegas y basarse en la recomendación de personas que hayan tenido experiencias previas o pedirle a un psicólogo conocido que asesore su decisión.


Un buen psicólogo, debe estar dispuesto a responder a sus preguntas iniciales en cuanto a su formación y experiencia, ya que la psicoterapia se basa en la confianza y, para que ésta exista, la información debe estar disponible.


Resulta esencial aclarar que el psicólogo, por su formación, está capacitado para atender casos en los que ocurren situaciones que el mismo no ha vivenciado en carne propia, pero si se busca estabilidad emocional, es muy importante que el psicólogo(a)  la  tenga. La disposición que el psicólogo tenga para responder o no a las preguntas acerca de su vida personal, dependerá muchísimo del modelo desde el cual trabaje y de sus características personales.

La elección del psicólogo, tiene mucho que ver también con las posibilidades económicas de pagar una terapia. Atenderse con un psicólogo en su consulta particular resulta muy cómodo debido a que el lugar suele ser más confiable, el tiempo de atención es, frecuentemente mayor o más flexible y se tiene la ventaja de no tener que lidiar con listas de espera, ni con procedimientos administrativos y burocráticos. 

Las recomendaciones generales son:

 

Averigüe cuánto dura la sesión y pida que se respete su tiempo (siempre que usted sea puntual). Una sesión de menos de 45 minutos es francamente insuficiente para una consulta psicológica que, por sus cualidades, es muy diferente a una consulta médica.


Elija aquellos lugares en los que pueda acceder a los antecedentes curriculares del profesional que lo va a atender y, si es posible, guíese por recomendaciones de otras personas conocidas.


Asegúrese de poder contar con sesiones semanales en un horario que le acomode para no perder la continuidad de su proceso.


Es usted, por tanto, quien está llamado a informarse, la primer sesión aunque se paga debe ser utilizada para exponer el motivo de consulta y para verificar las cualidades del psicólogo, no transmita su privacidad a aquellos que no tienen la experiencia y formación profesional para atenderlo, después de todo el psicólogo va a ser su confidente.

 

Usted tiene derecho a preguntar abiertamente lo que desea saber, en términos de formación y metodología de trabajo, pues se trata de un proceso que requiere, principalmente, confianza y validación mutua  

 

Como ultima recomendación si la capacidad económica es limitada, acudan a especialistas respaldados por entidades como COMPENSAR con su PLAN COMPLEMENTARIO, SANITAS, COLSANITAS, COLMEDICA, COOMEVA, COLSUBSIDIO, SURA, etc todas ellas tienen buena red de psicologos, estas son alternativas que no son muy excelentes pero son recomendables, la mejor opción no es la más económica sino la que tiene a los mejores especialistas en PSICOLOGIA CLINICA.

 

La Terapia de Pareja en consultorio particular, se optimiza en función de la calidad y el tiempo para alcanzar el objetivo definido.

 

 

 

 la psicología es un manual para tu propia mente

Daniel Goldstein

 

Sexología Clínica

Encuesta

Normalmente la relación sexual con mi pareja es:
 

Facebook

Boston Group